SOBRE ESTE BLOG

AQUÍ ARRIBA HAY UNA SERIE DE PESTAÑAS INTERESANTES. GRACIAS POR VISITARLAS.

Este blog sigue dedicándose a actividades culturales aunque no le es ajeno el compromiso humano


16/4/08

CHUPA DE DÓMINE 1 (Cosas de la televisión)

(Foto E.G.T. Salamanca)



CHUPA DE DÓMINE (COSAS DE LA TELEVISIÓN) (16-4-08)

Ayer mismo, como cualquier hijo de vecino, llegué a casa tras una jornada de trabajo y me enteré de que el programa “Tengo una pregunta para usted”, en la hora de máxima audiencia y en el primer canal de Televisión Española, estaba dedicado a Luis Aragonés, a la sazón seleccionador nacional de fútbol.
— ¡A buenas horas te enteras! —me dijeron—, cuando ya lo sabe todo el mundo.
Perdón por no estar al corriente de las cosas importantes de la vida.
O sea que después de varios programas dedicados a políticos, casi todos, que yo sepa, durante la campaña electoral o en la precampaña, que tanto da, el primer protagonista no político de ese premiado programa va a ser alguien del mundo del fútbol.
Y empiezan las preguntas:
¿Después de las cuestiones políticas, son las del fútbol las que más interesan a los ciudadanos de este país?
¿Como siete de cada diez españoles manifiestan ser aficionados al fútbol, la televisión pública se ve en la obligación de poner a Aragonés como el primer personaje español tras los políticos (por las elecciones) en un programa de máxima audiencia?
Y ahora mismo, voy y me entero de que la audiencia fue más baja de lo esperado, que algo menos de 2,5 millones de espectadores se plantaron ante el programa de marras.
No entro en si estuvo bien o mal el personaje, si las preguntas fueron oportunas, incisivas, corteses o provocadoras; Me importa un pito si el llamado “sabio de Hortaleza” sacó su “sabiduría” o estuvo torpe. Sólo se me ocurren más preguntas: ¿Tras la política, es el fútbol la mayor preocupación de los españoles? (cualquiera, viendo los telediarios, diría que sí) ¿Tendrían las mismas cuotas de audiencia un científico, un intelectual, un artista, una autoridad del mundo económico? ¿Nos merecemos los españoles la televisión pública que tenemos? ¿Siempre hay que dar al espectador lo que los índices de audiencia dicen que quiere?
Recuerdo a Alberti, escribiendo “...no digo como los tontos, / que hay que hablar en tonto al pueblo” aunque también rebota en mi memoria algo del Arte de hacer comedias, de Lope: “...y escribo por el arte que inventaron / los que el vulgar aplauso pretendieron, / porque, como las paga el vulgo, es justo / hablarle en necio para darle gusto.”
Lo que no sé es si resulta prudente, que tanta rentabilidad económica y tantos intereses de cuota de pantalla, lleven a los poderes públicos a amontonar en la televisión estatal la ignorancia, la estupidez, la ordinariez y la falta de criterio, para regocijo de ignorantes, estúpidos, ordinarios y descerebrados.
Ni siquiera me consuela aquello de “poder apagar el televisor” mientras sé que la bazofia no para de alimentar otras bocas aunque yo cierre la mía.
A lo peor, resulto un asqueroso elitista y es pretencioso mi deseo de que la televisión que se paga con nuestros impuestos, responda —en todos los sentidos, no sólo en el más popular— a criterios éticos, culturales, sociales, un tanto educativos, orientadores, imparciales, dignos...
Creo que es mucho más importante la investigación o algún descubrimiento científico, el estreno de un clásico, la música en todas sus facetas, la buena literatura, el arte en sus muchas variantes, el debate entre contertulios preparados —no entre mediocres mediáticos u obsesivos periodistas partidistas—, la información amplia, contrastada y no tendenciosa... Veo el morro retorcido de miles de conciudadanos: Definitivamente, debo estar equivocado.
Pues nada, habrá que seguir las tendencias que tantos siguen, aunque den ganas de vomitar, aunque sea una ciega carrera hacia la inopia en que pretenden adormecernos a todos. Viva la vulgaridad.
A costa de nuestra ceguera, los que manejan el cotarro se están frotando las manos y abarrotando los bolsillos.


Enrique Gracia Trinidad

4 comentarios:

Anónimo dijo...

En estos tiempos que corren se agradece, con sorpresa y alegría, leer este tipo de "críticas". Muchas gracias al autor.
Nines

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo; no creo que muchos de los que comparten tu criterio lo piensan los hubiesen dicho mejor.
También te doy las gracias.
Aa

José Manuel Díez dijo...

Tristemente, por nuestra ceguera cada día hay más ciegos, sí....

En mi blog te he dejado un premio. Pasa a recogerlo cuando te apetezca.

Un abrazo

JM

Anónimo dijo...

Me alegra que hayas escrito, tú que lo sabes hacer bien, lo que tantas veces he pensado al respecto.
Inexplicablemente, parece ser que sí, que muchos babean cuando se habla de fútbol (al parecer, no hay más deportes).
Creo que se trata de lo de siempre, de mantener la mente ocupada en esa y otras cosas (la TV emite bastante basura)para que no se hable y, por tanto, no se PIENSE en otras cosas más importantes.
Pero debe ser así.
Falta cultura de pensamiento.
Se cultiva la estupidez.
Se tapa la olla del entendimiento, no vaya a ser que explote y salten los garbanzos, aún sin cocer, y les den en los ojos a algunos.

Benedí